Gana América Femenil a Chivas 2-1 en el arranque de los Cuartos de Final.

0

Las Águilas se impusieron con anotación de Sarah Luebbert y autogol de Miriam Castillo, mientras que por el Rebaño marcó Licha

Un par de goles del América, una obra de arte de Alicia Cervantes, un Estadio Azteca que vibró con el Clásico de la Liga MX Femenil y hasta la polémica arbitral por un penal no marcado a favor a Chivas, fueron los ingredientes en el arranque de los Cuartos de Final.
Las Águilas se impusieron 2-1 en el partido de Ida, con anotación de Sarah Luebbert y autogol de Miriam Castillo, mientras que por el Rebaño marcó Licha para dejar calientita la serie que se definirá el lunes en el Estadio Akron.
Al juego le sobraron condimentos y, como todo buen Clásico, polémica, toda vez que al 51′ Alicia Cervantes superó en el mano a mano a la portera Renata Masciarelli y fue fauleada en el área, pero ni la árbitra ni su asistente se percataron de la falta. La ausencia de VAR en la Liga MX Femenil tuvo como su víctima al Guadalajara.
América ganaba pronto en el juego. Dominó el primer tiempo. Además, su buen desempeño se combinó con los errores defensivos del cuadro rojiblanco, primero en aquel balón que se le escapó a la portera y quedó servido para Luebbert, y luego en el autogol de Castillo al intentar cortar un centro.
Chivas jugó a matar o morir en el segundo tiempo y por lo menos le sacó un susto al local.
El técnico Édgar Mejía se percató que su equipo no le hacía ni cosquillas a las Águilas y por ello pasó de jugar con cuatro defensas a arriesgarse solo con tres, por lo que cualquier distracción podía ser letal. El Guadalajara tuvo un segundo tiempo casi perfecto, en el que no empató por algunas fallas de Alicia Cervantes y por aquella jugada del penal.
Licha hizo un golazo al 49′, tras controlar la pelota con el pecho y, sin dejarla caer, empalmar con la diestra, pegado al poste izquierdo.
Fue un gol de enorme categoría, pero la propia goleadora habría de perderse otras opciones claras, dos en remate de cabeza y una más en un balón que abanicó.
América solo generó una opción clara en el complemento, cortesía de Casandra Cuevas, pero el partido quedó candente para la Vuelta en el Akron.

Compartir.

Los comentarios se encuentran cerrados.