Busca Hayek reivindicar a mujeres

0

En su corto papel en la cinta del director Patrick Hughes, la actriz mexicana aparece como una latina salvaje, deslenguada y capaz de darle bofetadas a quien se las merece

Una latina salvaje, deslenguada y capaz de darle bofetadas a Ryan Reynolds cuando se las merece. Así es el papel de Salma Hayek en «Hitman’s Wife’s Bodyguard», una comedia de acción que, según dijo la mexicana, hará que muchas mujeres se sientan «reivindicadas».
«Todavía hay mucha discriminación de edad, sobre todo cuando se habla de mujeres. Y eso es una cosa que mi personaje Sonia no soporta», aseguró.
«Ella es explosiva por naturaleza. Pero si la quieres ver explotar más allá de lo concebible, insinúa algo sobre su edad y entonces prepárate…», advirtió divertida.
Tras una pequeña aparición en «The Hitman’s Bodyguard» (2017), Hayek adquiere mucho más protagonismo en esta secuela que llega este miércoles a los cines y en la que la acompañan Ryan Reynolds, Samuel L. Jackson y un Antonio Banderas en la piel de un extravagante villano.
La actriz se mostró muy satisfecha de que el director Patrick Hughes le permitiera hacer «lo que quisiera» con su personaje y modelar a Sonia a su gusto.
También su amigo Ryan Reynolds fue clave para que Hayek se animara a darle profundidad a su papel en esta nueva película.
«En The Hitman’s Bodyguard nada más eran dos días de trabajo para mí, pero disfruté mucho siendo ella: todas sus groserías, todas sus locuras», explicó.
«Y en esta nueva película, Hughes me dijo: «‘Ahora en vez de que los protagonistas sean dos, van a ser tres. Y tú vas a ser uno de ellos'», recordó.
Hayek entra como un ciclón en el humor de «Hitman’s Wife’s Bodyguard» dando vida a la esposa de Darius Kincaid (Samuel L. Jackson), el sicario que el guardaespaldas Michael Bryce (Ryan Reynolds) debía proteger en la primera película.
Hayek, que recientemente desveló que se contagió de coronavirus en 2020 y que estuvo varias semanas convaleciente, disfruta ahora de un 2021 brillante en lo profesional, ya que a finales de año estrenará Eternals de Chloé Zhao («Nomadland», 2020) y House of Gucci de Ridley Scott.
«Es interesante porque si no hubiera pasado la pandemia no hubieran salido tan juntas estas películas, pero ahora me toca un año genial», cerró.

Compartir.

Los comentarios se encuentran cerrados.