Prevén repunte “ola” de migrantes en el comedor de La Victoria

0

El aumento de personas no es resultado de la política antiinmigrante del presidente Donald Trump, sino que es un fenómeno tradicional en la fecha, dijo el párroco de la iglesia San Luis Gonzaga y fundador del comedor “Grupo Humanitario Mateo 23:25”, Gilberto Lezama

En el mes de agosto se espera un repunte de personas en el comedor de migrantes ‘Grupo Humanitario Mateo 23:25’, ubicado en el ejido La Victoria, no por la política migratoria que trata de implementar el presidente de Estados Unidos, sino porque es la época que las familias requieren más dinero por gastos escolares y se arriesgan a cruzar a Estados Unidos.

Gilberto Lezama Rodríguez, párroco de la iglesia San Luis Gonzaga de la colonia San Luis y fundador del comedor, consideró que la amenaza que lanzó el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de deportación masiva de indocumentados al implementarse redadas, no tendrá un impacto inmediato en Hermosillo.

En caso de concretarse la amenaza, los municipios fronterizos de México, pegados a la línea divisoria, serían los primeros receptores de migrantes, que generalmente provienen de países de Centroamérica, comentó el presbítero.

Sin embargo, aclaró, el comedor está preparado para recibir a las personas migrantes, así como personas en situación de calle de Hermosillo.

 

Comedor surge hace diez años

Lezama Rodríguez comentó que hace diez años surgió el comedor, primero en las instalaciones de la iglesia San Luis Gonzaga y desde un inicio tuvo el apoyo de la comunidad a pesar que el tema de migración es polémico al relacionarlo con trata de personas, narcotráfico, alcoholismo y situaciones de inseguridad.

Pero estos factores no deben desalentar  y al contrario fomentar la  solidaridad, humanismo, caridad, valores que lamentablemente se van perdiendo, argumentó.

“El proyecto era ofrecer un alimento digno en un lugar digno y gracias a Dios se ha logrado avanzar en este sentido”, abundó el párroco al subrayar que se arrancó el 3 de febrero de 2009, pero ante el brote de influenza en el mes de mayo de ese año se acordó trasladarse a la vías del tren hasta el mes de agosto cuando bajó la alerta.

Posteriormente, se asentaron en el ejido La Victoria para atender la migración tradicional y en el último año se ha atendido la migración extraordinaria a través de las caravanas, así como a indigentes.

 

Se otorgan hasta 400 platos diarios

El comedor brinda atención  de lunes a viernes con una comida a las 12:00 del mediodía, pero las personas pueden solicitar dos o tres porciones, o bien hasta que se sientan satisfechos, ya que hay quienes tienen días sin probar una comida caliente.

En el año se tienen tres temporadas de afluencia: que son baja donde se atiende diariamente entre 50 y 80 personas; normal de 100 a 140 personas  y en alta en un día se atienden de 140 a 220, abundó.

Una porción de comida consta de sopa, guisado, frijol, arroz, tortilla, refresco, una fruta y postre, se quiere dar una comida digna. Si queda comida, se la pueden llevar, dijo Lezama Rodríguez.

Los sábados por la mañana se distribuían tortas; sin embargo, hay grupos de personas que reparten comida los días sábado y domingo en las vías del tren, “nosotros optamos por no dar comida para que descansen los voluntarios del comedor y además no se quita la intención de generosidad de estos grupos”, precisó.

Los comensales, indicó Lezama Rodríguez, son originarios principalmente de Guatemala, Honduras, Nicaragua y El Salvador, así como connacionales provenientes de Chiapas, Veracruz, Oaxaca, Tabasco, Jalisco, Michoacán y Nayarit, entre otros estados del sur de México.

Muchas veces no se apoya a la población más vulnerable, no por indiferencia hacia este sector, sino por las ocupaciones de la vida diaria, como el trabajo, la familia, los hijos y diferentes compromisos, consideró el sacerdote.

Asimismo, manifestó que están abiertos a las donaciones de productos de quienes estén en condiciones de hacerlo, principalmente de alimentos no perecederos, ropa, calzado, tanto para menores, hombres y mujer, así como productos de limpieza e higiene.

 

Ofrecen atención médica

 

Lezama Rodríguez, comentó que con regularidad médicos voluntarios ofrecen consulta gratuita a quienes lo requieren, además se les regalan medicamentos que también se obtienen a través de donaciones.

Asimismo, ellos cuentan con un directorio de médicos voluntarios en caso de que se presente un caso extraordinario o urgente de atención médica.

 

 

Compartir.

Deje una respuesta