Se quita comerciante la vida

0

 

Sin vida y pendiendo de un pantalón que se anudó al cuello en uno de sus extremos y en el otro en un barandal, fue encontrado el mediodía de este martes el comerciante José María Verdugo Mungarro, de 58 años de edad, luego de que se suicidó abrumado por una penosa enfermedad.

El quincuagenario tenía su domicilio en la esquina de las calles Paseo Miravalle y Coracepe, donde funciona el abarrotes “Elsa”, establecimiento que era de su propiedad.

 

Verdugo Montoya fue hallado por su nieto, un menor de 12 años de edad, que logró penetrar al domicilio por la parte posterior que da a la calle Valle del Cócorit.

La esposa del ahora occiso estuvo tocando a la puerta principal del abarrotes por donde se ingresa habitualmente al inmueble, pero no obtuvo respuesta y cuando llegó el nieto y le pidió que se introdujera a la casa por el domicilio que colinda en la parte posterior.

Fue así como el adolescente hizo el macabro hallazgo del cadáver de su abuelo y abrió la puerta del negocio para que entrara su abuela y constató que el comerciante se encontraba colgado en un barandal que se localiza en la parte posterior.

La mujer  manifestó a los policías que su marido padecía de diabetes y que la noche del lunes había sufrido una crisis y fue llevado a recibir atención médica al Hospital del Seguro Social, de ahí que se deduce que agobiado por esa enfermedad decidió poner fin a su vida.

 

Se presume que lo hizo después de las 10 de la mañana, hora en que cerró el establecimiento.

 

Compartir.

Deje una respuesta