Sin medias tintas

0

 

+ Más bombazos en Michoacán

 

+ Sacan a flote a titular de Salud

+ De mal en “píor” en el Icatson

+ ¡Continúan los ambulanciazos!

¡Alerta máxima!…Y si de aquí pa´l real usted ve más acuartelada que ni la Casa Blanca de Obama las subestaciones de la CFE y Pemex, “pos” que no le extrañe, eso a raíz del michoacanazo o los actos terroristas que acaban de perpetrar en ese Estado, donde atacaron 18 sedes la “Comisión” y más de 6 gasolineras, al estilo de la guerrilla de Lucio Cabañas o la Liga 23 de Septiembre. De ese pelo.

Cuyos brotes violentos de entrada se los han querido achacar a los malafamados grupos de autodefensa que surgieran y se multiplicaran en esa región desde principios del presente año, según esto para enfrentar las extorsiones del crimen organizado, aunque como era de esperarse terminaron por “contaminarse”, al infiltrarse la misma delincuencia a la que en teoría intentaban contrarrestar. ¡Pácatelas!

 

Sin embargo será el sereno, pero la cosa es que los mexicanos empezaron la semana con la noticia de que ya le terminaron de perder el respeto al Gobierno, por los ataques de los que fueran objeto dichas instalaciones de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en varios municipios de Michoacán, dejando sin “luz” a casi medio millón de usuarios, luego de que les lanzaran bombas molotov y ráfagas. ¡Tómala!

Ante lo que sobra apuntillar que dichos hechos incendiarios se convertirán en un caldo de cultivo, porque si bien la violencia nunca será la mejor vía para solucionar los problemas, pero hay quienes ya la ven como una señal de alerta ante el hartazgo social existente, por la impunidad imperante, ya que hoy en día si alguien roba los meten a la cárcel, en tanto que a los políticos y funcionarios sólo los inhabilitan. ¡Zaz!

No obstante y que hasta ahora son puros asegunes y elucubraciones las que hay en torno a esos atentados que a todo mundo han apanicado, ya que por el momento nadie se ha adjudicado la autoría de los mismos, aunque se manejaba que ya había tres detenidos, pero lo único que sí ha quedado claro es que no los hizo cualquier improvisado, sino que más bien se cometieron a la más alta escuela. ¿Cómo la ven?

Así que en tanto que la Secretaría de Gobernación de Miguel Ángel Osorio Chong ya advirtió que esos violentos sucesos no frenarán las acciones del gobierno federal para proteger a la población y combatir a los delincuentes, muy seguramente que el gerente general de la CFE Hermosillo, Everardo Inda Durán, ya mandó a pedir más apoyo militar para resguardar las instalaciones eléctricas y no es para menos.

Se los lleva por delante…Quien todo hace indicar que quiso “llevarse a otros por delante” al ser renunciado por dejar morir a un indigente es el ahora ex director del Hospital General de Guaymas (HGG), Alfredo Cervantes Alcaraz, por como ventilara que aún permanecía en la nómina como jefe de enfermeros Francisco Javier López Lucero, a pesar de haber sido consignado por secuestro. ¡Vóitelas!

Toda vez que López Lucero es el ex dirigente del PAN guaymense que planeara el rapto del actual presidente del panismo porteño, Omar Núñez Caravantes, a quien le pusieran “un cuatro” al engatusarlo con una mujer de nombre María de Jesús Llamas Coronado, alías “La China”, que igualmente fuera arrestada y después se suicidara en las celdas de arraigo. De ese tamaño.

Pero a pesar de los pesares o de que Francisco Javier desde el pasado 17 de octubre fuera ingresado al Cereso por ese grave delito, lo que es Cervantes Alcaraz al ya verse despedido “puso el dedo en la llaga” al destapar que continúa apareciendo como funcionario, al parecer ante la complacencia del secretario de Salud, Bernardo Campillo García, cuando era como para que lo hubieran dado de baja de inmediato.

Lo que confirma que a ese grado la Secretaría de Salud ha dejado las cosas ¡al ahí se va!, por hasta ahora no haberle solicitado al departamento jurídico interno del HGG la respectiva remoción, como tampoco les había notificado sobre la situación legal de López Lucero, lo que lleva a entender el por qué se les muriera por falta de atención el jornalero José Sánchez Carrasco y sin que se dieran cuenta.

Y por cierto que se hablaba que ayer mismo ya pudieran estar en ese puerto los inspectores-investigadores enviados por la mismísima titular del Salud en el País Mercedes Juan para investigar las condiciones en que muriera Sánchez Carrasco, de 38 años y originario de Chihuahua, quien falleciera en los patios del HGG, después de que le negaran la atención médica por no tener dinero. ¡Ñácas!

En lo que es algo que suena por demás incongruente, porque no atendieron a José por carecer de recursos para pagar, pero en cambio le continúan liquidando su sueldazo a un procesado por delitos graves, aunque éste tiene a su favor el supuestamente ser muy amigocho de Campillo García, lo que explica el por qué no lo han tocado en ese rubro, en lo que para las mayorías huele a complicidad. ¿Será?

No por nada es que José Bernardo ya ayer diera su brazo a torcer al aceptar en cadena nacional o en el telediario “Primero Noticias” de Carlos Loret de Mola que “pudieron haber hecho más” en el caso del indígena muerto después de agonizar durante cinco días sin que se le prestara el auxilio que requería, al apechugar que hubo omisiones, por lo que ahora hay que checar si también habrá culpables. ¡Ajá!

De mal en “píor”...Donde hacen saber que las cosas han ido de mal en “píor” derivado del como han desvirtuado su labor, es en el Instituto de Capacitación del Trabajo en Sonora (Icatson), luego de que a su tan cuestionada directora, Sandra Elivia Becerril López, ahora le diera por fomentar los concursos de reinas y hasta kermeses, aaaunque usted no lo crea, como dice el famoso programa de la TV. ¡Órale!

Lo que hace presumir que a los que les hace falta un cursito intensivo para que conozcan la normatividad y objetivos que tiene el Icatson es a doña Sandra Elivia y sus principales operadores o desorientadores, por como aflorara que recién acaban de elegir a una representante de la belleza de esa dependencia en la sede que tienen en Agua Prieta; y montaron una verbena por rumbos de Caborca.

Porque de acuerdo al manual de operatividad que regula a ese changarro estatal, dentro de sus funciones no está el hacerle la competencia al concurso de “Nuestra Belleza”; como tampoco a la cada vez más chirrís Muestra Gastronómica que organiza la Canirac, sino que más bien y como su nombre lo dice, debe estar enfocado a la capacitación y especialización de los trabajadores, en lo que no hay vuelta de hoja.

O séase que así ha seguido equivocando el rumbo Becerril López, como una y otra vez se lo han echado en cara, no obstante y que ahora sí se “volaran la barda”, al promover actividades que nada tienen que ver con el fin para el cual fuera creado el Icatson y que producto de la actual improvisación que campea, es que consideran que ha continuado dando tumbos, al grado de ya estar tocando fondo.

Luego entonces y derivado de lo anterior, han sobrado los que son de la opinión de que lo único que “reina” en esa institución es la ineficiencia, por como ya se está viendo de todo o hasta lo que nunca se pensó que llegara a suceder, como es el que les haya dado por tener hasta “Misses”, lo que ya raya en la frivolidad, ineptitud y más con la que se han conducido. En esos términos está la falta de capacidad.

Aunque lo que representa una muestra más de lo perdido que andan es que por estos días festejaran por adelantado el 20 aniversario del Icatson, no obstante que es hasta el 2014 cuando estaría cumpliendo las dos décadas, al por decreto haberse creado el 15 de diciembre de 1994, siendo el gobernador Manlio Fabio Beltrones, de ahí que a lo mejor y ya se las huelen de que no van a llegar al año que entra.

Necesitan “auxilio” ambulancias…Y a como han seguido los accidentes de ambulancias, ahora sí que ni los enfermos querrán trasladarse en ellas, por ya ir algunitos siniestros en los que se han visto involucradas, primero aquí en Hermosillo y ahora con una que iba con destino a Obregón, cuyo conductor ¡de 17 años! se salió de la carretera y chocó contra un montículo de piedras con saldo de un muerto.

Pues todavía no se olvida la tragedia ocurrida en esta Capital, cuando también una de esas unidades, pero del IMSS, se impactara contra otro vehículo y luego se incendiara, muriendo el paciente y su esposa que lo acompañaba, aunque en esa ocasión el automotor era propiedad de Rescate y Urgencias Médicas de Obregón (RUMO), misma que era tripulada por el menor de edad Jesús Alberto Rodríguez Arenas.

De lo que deducen que más bien son esos vehículos los que necesitan “auxilio”, por como anteriormente ya también ardiera uno perteneciente a la Secretaría de Salud, después de un supuesto frenón en la entrada sur de esta desnaranjada ciudad, según declaración del paramédico Jesús Alberto Machado, aunque más bien “el síntoma” principal es que hay una falta de control y supervisión en ese ámbito.

Como en esta ocasión lo confirma el que un inexperto chamaco hubiera venido piloteando y se quedara dormido, lo que a la postre le costó la vida a su acompañante, Jesús Alberto Machado Lara, lo que evidencia la falta de seriedad y responsabilidad de la compañía denominada RUMO, aunque por el estilo han estado los del Seguro Social y el sector Salud estatal, lo que ya da que pensar. ¿Qué no?

En lo que han sido unas emergencias que han ido de mal en “píor”, sin que hasta ahora hubieran implementado alguna estrategia para reforzar la seguridad en esos operativos de traslados. ¡Palos!

 

Correo electrónico: s_verdugo@hotmail.com

 

Compartir.

Deje una respuesta