Viven entre fugas de drenaje en la colonia Los Olivos

0

Los vecinos señalan que tienen meses reportando los problemas y no los resuelven

Entre fugas de aguas, tanto potable como de drenaje, calles prácticamente intransitables, la mayoría sin pavimentar, lo que es causante de múltiples enfermedades, así como una enorme inseguridad, sobreviven familias de la colonia Los Olivos, quienes demandan a las autoridades que los auxilien.

Por la calle Tuna Astral, que está en pésimas condiciones para transitar, abundan las fugas de agua y de drenaje.

De acuerdo con vecinas asentadas en esa vialidad, tienen una fuga de drenaje desde hace meses, la cual se han cansado de reportar a Agua de Hermosillo, sin embargo, no han atendido los reportes.

“Es una pestilencia muy fea”, dijo una mujer de la tercera edad que se encontraba en el patio de su vivienda, quien lamentó que las autoridades simple y sencillamente ignoran los llamados que han hecho desde hace meses.

“Aquí los chamacos están enfermos y nosotros  los grandes también, por tanta cochinada que estamos respirando”, dijo la señora.

“Ahorita no apesta tanto como en el verano, no se puede uno ni parar en la puerta porque no se aguanta la peste a cochinada”, manifestó la mujer.

Relató que recientemente anduvo “una licenciada” de una dependencia, que no supieron cual, sin embargo, el problema no se ha solucionado, “le dijimos, dijo que lo vería y nada, aquí estamos con el agua del drenaje mezclada con la de la lluvia”.

 

Están las calles intransitables

 

En el recorrido efectuado por Entorno Informativo por el sitio, se observó que la mayoría de las calles carecen de pavimento y a pesar de que son rutas para el paso de camiones urbanos, están prácticamente intransitables.

Aunque el recorrido lo efectuamos tres días después de las lluvias que se registraron la semana anterior, los charcos,  el lodo, permanece en la colonia, ya que en muchos sectores se tenían encharcamientos previos de fugas de agua y de drenaje.

La falta de pavimento y las grandes cantidades piedras en algunas vialidades hace imposible que se pueda transitar por estas e incluso por vehículos pesados.

 

Falta abasto de agua

 

A pesar de que abundan las fugas, el abasto de agua en el sector no es regular, ya que a veces la presión disminuye y prácticamente no sube a la regadera, sobre todo en el verano, “no sabemos porque, pero siempre hemos tenido ese problema”, dijo doña Luisa.

Tal vez el agua se vaya por las fugas, o no sabemos, pero es un problema antiguo, dijo la residente de ese sector.

 

Fallas en el alumbrado

 

Los vecinos también se quejaron de fallas en el alumbrado sobre todo en sectores como callejones y últimamente el problema se ha agravado.

Hay veces que los focos están prendidos en el día y apagados en la noche, dijo otra de las vecinas “tienen volteado el ciclo” bromeó la señora Meche.

 

La inseguridad

Como en todas las colonias los residentes consideran la inseguridad como un problema al que no le ven una solución, ya que las autoridades ni siquiera hacen rondines por el sector “ahí pasan por el bulevar, pero no se meten para acá, para las calles de la colonia”, dijo un hombre quien pidió el anonimato.

“Mire cómo está el parque, todo rayoneado, ahí se juntan y no podemos llevar a los chamacos, porque ahí están drogándose y pues los ven los niños” se lamentó otra de las personas entrevistadas.

Señalaron que los delincuentes se ocultan en la maleza entre los canales y ahí acechan para ver a quienes van a asaltar, en cuanto cae el sol preferimos no salir, no sea la de malas, dijo Isabel.

 

 

 

Compartir.

Deje una respuesta