Celebra Caifanes 30 años en el Palacio de los Deportes

0

La banda de rock mexicana ofreció un concierto con el que hicieron vibrar a los miles de asistentes

Ante un lleno total, la banda de rock mexicana Caifanes celebró sus 30 años de trayectoria con canciones que no suelen tocar en vivo y sus éxitos más representativos durante el concierto que ofreció en el Palacio de los Deportes.

Durante el concierto que se llevó a cabo la noche del sábado, también recordaron a quienes murieron en los hechos ocurridos en 1968 con la canción “Antes que nos olviden”.

“Afuera”, “Aquí no es así”, “La célula que explota” y “La negra Tomasa” fueron los temas más representativos con los que Saúl Hernández (voz y guitarra), Sabo Romo (bajo), Alfonso André (batería), Diego Herrera (teclado) y Rodrigo Baills (guitarra) hicieron vibrar a los asistentes durante la velada.

Caifanes salió al escenario a las 20:30 horas con “Será por eso”, el cual hizo estallar el recinto, en donde miles de fanáticos los esperaban impacientes, inmediatamente continuaron con los acordes de “Afuera”, una de las canciones más aclamadas de la banda.

Siguió “Viento” y “Para que no digas que no pienso en ti”, y para corresponder la entrega del público Saúl Hernández dijo sus primeras palabras de la noche: “El aplauso es para ti raza, bienvenidos a esta ceremonia”.

“Miedo” fue una de las canciones que hizo parar a la audiencia de sus asientos; y así todos los presentes esperaban con mucha expectativa cual sería la siguiente canción cada vez que terminaba una.

El líder de la banda señaló “vamos a tratar de complacerlos, tocaremos canciones que nunca antes habíamos tocado, como esta” y así comenzó “Aquí no pasa nada”.

La velada continuó con “Nubes”, “Hasta morir”, “El comunicador”, “Cuéntame tu vida”, “Los dioses ocultos”, “Ayer me dijo un ave”, entre otras, pero fue con “Mátenme porque me muero”, “Ojo de venado” y “Aquí no es así”, que ocasionaron coros monumentales.

Las miles de voces que cantaban al unísono, la mayoría de las veces tapaban la voz de Saúl, quién con incredulidad y sorpresa se llevaba las manos a la cabeza y agradecía a la audiencia con reverencias.

Con miles de zapatazos en las gradas la audiencia hacía temblar el inmueble de la Magdalena Mixhuca, e impacientes porque la banda regresara al escenario, encendieron la lámpara de su celular y con esa espectacular iluminación, salieron los integrantes tocando el Himno Nacional Mexicano con el saxofón, haciendo pasar un momento inolvidable a los asistentes.

“Gracias raza” decía Saúl en cada oportunidad que tenía, siguieron tocando temas como “Quiero ser alcohol”, “Nos vamos juntos”, pero en un momento cuando los fanáticos no identificaban los acordes de la siguiente canción, la banda sorprendió con “Héroes” un cover de David Bowie, tema que termino con un pedazo de la canción “Te lo pido por favor”.

Por tercera vez, Caifanes regresó al escenario para interpretar “La célula que explota”, una de las más esperadas por los asistentes y con la cual el vocalista dejo de cantarla, pues la voz de la audiencia era insuperable.

Con “La negra Tomasa” dieron un cierre espectacular ya que hicieron que todos sus fanáticos bailaran al ritmo de la cumbia: “gracias, sin ustedes no estuviéramos aquí, gracias a las personas que vinieron de diferentes partes de la República y de otros países a vernos”

Compartir.

Deje una respuesta