Efectos secundarios de comer bien ¡Que nadie te dice!

0

Empieza un nuevo año y la gente decide comer más saludable; le baja a los carbohidratos, come más proteína o incluso empieza una dieta específica. Pero empezar a comer de manera saludable es, y siempre será: ¡un GRAN reto!

Posiblemente asumirás que una vez que inicies, instantáneamente empezarás a verte y sentirte mejor… pero en realidad vas a empezar a sentirte PEOR primero.

Eso no quiere decir que no debas hacerlo. Sólo es importante entender que tu cuerpo se está desintoxicando, y antes de empezarse a sentir bien, tendrá que sacar todo lo malo.

Problemas para ir al baño

Si vas a comer bien, seguro le vas a agregar a tu dieta frutas y verduras. ¡Ten cuidado! Es importante darle tiempo para ajustarse a tu sistema digestivo. Si incrementas la cantidad de fibra, posiblemente experimentes cambios en tu digestión, como diarrea. Y si no tomas suficiente agua, toda esa fibra podría estriñirte.

Aumento de peso accidental

No puedes comerte tu peso en zarzamoras, pero sí puedes sabotear tu pérdida de peso al consumir más calorías de alimentos populares. Por ejemplo, poniéndole aceite de oliva a todo, comer muchas manzanas o desayunar un smoothie gigante todos los días.

Todas esas opciones son saludables por cuenta propia, pero en exceso pueden incrementar tu ingesta calórica. Pon atención a lo que comes… y cuánto comes de cada uno.

Sobre Compensación

¿Ubicas esas tendencias dietéticas que eliminan TODA una categoría de alimentos como lácteos, carbohidratos o azúcares? Sirven para perder muchos kilos, pero también te hacen perder tu perspectiva de lo que significa una alimentación saludable.

La gente le tiene TANTO miedo a su peso, que puede irse a los extremos. Si dejas los carbohidratos por suficiente tiempo, poco a poco irá incrementando tu miedo hacia ellos. Lo ideal es buscar un plan nutricional sustentable y variado.

Gas

Los crucíferos como el brócoli y la col son ricos en nutrientes, pero desafortunadamente también provocan mucho gas. De hecho pueden inflamarte, darte cólicos y hacerte odiarlos día con día Sin embargo… son importantes para un dieta balanceada.

Decepción

Las metas son una increíble herramienta motivacional. Pero es importante que no te obsesiones con esos números en la báscula. Lo ideal es enfocarse en tu salud, en tu energía y en tu cuerpo. Recuerda todos los días por qué estás haciendo esto. Evalúa tu éxito en un nivel más rico y profundo.

Fuente: Eme de mujer

 

Compartir.

Deje una respuesta