Hablando Franco

0

 

Los policías andan de “malas” de nuevo causan aparatoso choque 

Quién sabe que traerán los elementos policiacos que en los últimos días han acaparado espacios en los medios de comunicación por sus “hazañas”, la mayoría nada buenas para la ciudadanía, ya que han protagonizado choques, golpeado a ciudadanos y en uno de los casos, un agente de la PEI, hasta agredió sexualmente a una menor de edad.

Ayer de nuevo un elemento de la Policía Estatal Investigadora (PEI), ocasionó un triple choque, el cual dejó dos personas lesionadas de consideración.

 

De acuerdo con testigos, el agente que conducía la unidad oficial no respetó la luz roja del semáforo y sin encender torretas o sirena siguió de frente por la calle De la Reforma a la altura de la Luis Orcí, por lo que el conductor de un automóvil que tenía la luz verde, avanzó con la mala suerte de que fue impactado, además de que la patrulla golpeó a un tercer auto.

Pero también los agentes de la PEI han estado en la palestra desde la semana anterior, ya que uno de sus muchachitos, a bordo de una patrulla oficial, se llevó a una jovencita menor de edad y abusó de ella.

Ahora, la familia de la menor ultrajada, dice sentir temor porque ven un automóvil cuyo tripulante constantemente los acosa.

Por cierto, que nos comentaron en el área de Comunicación Social de la PEI, que el agente señalado se encuentra separado de su cargo y a disposición del Ministerio Público, que lo turnó al juez, por lo que ahora está en manos de éste dictaminar qué sanción se le aplicará.

Asimismo, nos explicaron que el delito en que presuntamente incurrió el agente se sigue de oficio, esto es, aunque convenzan o amenacen a la familia para que retiren los cargos, la investigación y proceso contra el elemento policiaco continuará… Esperemos que así sea y sobre todo, que se le de tranquilidad a la familia y a la menor agraviada.

 

Listos mexicanos para el Viernes Negro en comercios de EU

 

Hoy se conmemora el Thanksgiving Day o el Día de Acción de Gracias, en Estados Unidos, que es una de las principales celebraciones que tienen nuestros vecinos del norte.

En esta emblemática fecha, desde la tarde, las grandes cadenas comerciales empezarán a ofertar artículos que son esperados con ansías, previo al llamado “Black friday” o “viernes negro”, que será mañana, en el que se ofertan productos a precios por demás atractivos, nada que ver con el pasado “buen fin” en nuestro país.

Por ello, desde el martes, las redes sociales dieron cuenta que en algunos comercios empezaron a acampar varias personas, sobre todo de origen latino, muchos de ellos mexicanos, para ser los primeros en adquirir los productos, ya que con algunos artículos en particular, como los electrónicos, hay una verdadera lucha para conseguirlos con esos por demás atractivos descuentos.

En este “viernes negro” participan tanto los grandes comercios como pequeñas tiendas, y a diferencia de lo que ocurre en México, no existe el reetiquetado de precios, para que con los descuentos queden en los precios originales, sino que los descuentos son reales.

Hace unos años me tocó vivir en Estados Unidos por una buena temporada y allá existe una verdadera cultura sobre los derechos del consumidor y las obligaciones que tienen los comercios para cumplir garantías y calidad.

Allá se le teme a una mala recomendación y sobre todo, la atención al cliente es prioritaria, a diferencia de aquí, en donde parece que le hacen un favor al consumidor cuando le venden un producto o servicio.

 

Seguramente hoy habrá largas filas de vehículos mexicanos haciendo fila para cruzar a Estados Unidos y aprovechar las ofertas, porque aun y con lo caro que está el dólar, sigue siendo más conveniente comprar allá algunos productos que en México, sobre todo lo relacionado al Santaclós.

 

Compartir.

Deje una respuesta