Hablando Franco

0

 

Conmociona asesinato de Verania  a manos de su tío

Vaya que causó consternación y no es para menos, el enterarnos del homicidio de la jovencita Verania Elizabeth Ramírez Jiménez, quien era buscada por sus familiares desde el martes cuando fue vista por última vez al salir de la escuela secundaria y se dirigía a su casa a donde no llegó.

El cuerpo de la infortunada jovencita, de 13 años, fue encontrado a unas calles de su vivienda con evidentes huellas de violencia la madrugada de este jueves, por suerte también se logró la aprehensión de su victimario, quien resultó que era su propio tío y se encontraba bajo los efectos de las drogas.

 

Naturalmente, luego de enterarnos de este tipo de tragedias vienen los linchamientos de aquellos que se creen tienen la autoridad moral para cuestionar dónde estaban los padres y las autoridades.

Sin embargo, esta tragedia va mucho más allá de señalar culpables, ya que es un reflejo de la descomposición social que estamos viviendo derivado de una serie de factores, que van desde el entorno social, familiar y hasta el económico.

Sabemos que la colonia San Luis en donde ocurrieron los hechos es una zona conflictiva, lo vemos en los reportes que a diario nos llegan a la Redacción en donde se señalan hechos de detenidos por robos, asaltos, violencia intrafamiliar, “tiradores” y claro de otros casos en donde no se logra capturar a los responsables.

Pero en este caso, lamentablemente la droga crystal, que sabemos es sumamente adictiva e incentiva la libido, fue uno de los factores que incidieron en que el hombre de 55 años intentara abusar de su sobrina y al defenderse, la asesinara a golpes.

¿Porqué una persona acaba con la vida de otra y más tratándose de una niña indefensa y peor aún, de su sobrina?, porque simple y sencillamente las drogas nublan la mente de quien se encuentra bajo sus efectos, como ocurrió con este hombre que ahora deberá de llevar en su conciencia que acabó con la vida de una joven brillante y dejó sin hija a su propia hermana 

Debe crear conciencia entre padres de familia y sociedad en general

La trágica muerte de Verania así como el suicidio del jovencito de 15 años por bullying en una escuela Secundaria, además de ser hechos lamentables deben de servir para que todos revisemos que es lo que estamos haciendo como sociedad y sobre todo, para acercarnos a nuestros hijos.

Estas situaciones ocurridas con unos días de diferencia, nos deben de obligar a ver cómo está nuestra familia y sobre todo a tratar de mejorar cualquier situación en la que nos encontremos, a fin de que nuestros hijos, sobre todo si son menores de edad, se sientan protegidos y con la fortaleza para confiarnos lo que les está sucediendo, ya sea en la escuela e incluso en la propia casa y que en ocasiones no nos percatamos de ciertas situaciones por nuestras propias rutinas.

Estos hechos, por muy dolorosos que nos resulten, no deben de tratar de olvidarse, sino que al contrario, los debemos de tener presentes para que no se sigan repitiendo, que sirvan de ejemplo de lo que no queremos como padres de familia y sociedad en general.

Asimismo, que sirvan para que las autoridades revisen las políticas públicas para que se implementen programas que brinden más resultados en la prevención del consumo de drogas y de la violencia en los hogares, tanto física como sicológica.

Correo electrónico [email protected]

 

Compartir.

Deje una respuesta